Ricardo Pareja, vocero del Gremio de Transportistas de Lima y Callao, indicó que cinco organizaciones gremiales se han unido para realizar un paro indefinido el próximo lunes 8 de noviembre debido al alza del combustible. Además, piden una estabilidad jurídica y acabar con la informalidad, entre otros reclamos.

“Este no es un paro político, es un paro en defensa del transporte formal para que el Estado no deje que se siga prestando el servicio en condiciones normales. Nos hemos unido cinco organizaciones gremiales, las cuales representan el 85% de todo el transporte formal que se brinda en Lima y Callao. Pues el 15% restante lo realiza el Metropolitano y los Corredores que no tienen la necesidad de parar puesto que el estado los está subvencionando durante los 17 meses de pandemia, que no lo hemos tenido nosotros, los transportistas formales”, precisó en declaraciones a 90 Matinal.

Indicó que de los 16 mil vehículos que diariamente prestan el servicio de transporte en Lima y Callao, los cinco gremios representan una flota de 13 mil unidades, los 3 mil restantes pertenecen al Metropolitano y Corredores Complementarios.

“Nosotros hemos tenido una reunión con el ministro de Transportes en la cual se nos ofreció la solución a varios de estos puntos que estamos reclamando, pero en la práctica ha sucedido todo lo contrario. El combustible en estos últimos meses ha subido el 48% que resulta imposible continuar brindando el servicio”, aseveró.