Leonardo Fabio (16) más conocido como “Chupetito”, el hijo del fallecido payaso “Chupetín” recibió ayer la primera dosis de la vacuna Pfizer en memoria de su padre. Como se recuerda Roy Rojas fue reconocido a nivel nacional luego de su boda religiosa la misma a la que asistió vestido con su traje.

El fin de semana inició la vacunación a los menores de entre 12 a 17 años, en este grupo está comprendido Leonardo Fabio. A tempranas horas acudió al vacunatorio ubicado en el coliseo Wanka. Tras recibir la inoculación hizo un llamado a que más personas acudan a estos lugares para que puedan recibir la vacuna de la inmunización contra el covid-19.

El adolescente acudió junto a su madre y recibió la vacuna Pfizer, en el hombro donde tiene tatuada una caricatura de su padre. El adolescente atrajo la atención de las personas que estaban en la cola, ya que vestía como su papá con su terno, la clásica corbata michi, su característica nariz roja y unas enormes chalupas. Su madre, Sonia De La Cruz, relató lo difícil que fue afrontar la enfermedad, pues tanto ella como Chupetín, se contagiaron del virus, pero el cómico terminó en la Unidad de Cuidados Intensivos del hospital de El Tambo, donde falleció.

Ahora a más de un año de su partida, tienen al querido payaso como un ángel que, desde el cielo los protege “Ahora toda la familia está protegida con la vacuna. Están más seguros”, señaló y aseguró que continúan con el legado del payaso más querido de Huancayo. También han vuelto a brindar los show infantiles.

Las enfermeras le pidieron a “Chupetito”, volver para escuchar sus bromas y ocurrencias. El joven payaso, no dudo en hacerles bromas a ellas y a los jóvenes de su edad. Minutos antes en la plaza Huamamarca, repartió volantes, invocando a los padres a que lleven a sus hijos adolescentes a que se vacunen contra la COVID-19.