El Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento (MVCS) tiene proyectado dotar de agua potable a 111.669 hogares a nivel nacional en el 2022, informó el titular del sector, Geiner Alvarado López, en su presentación ante la Comisión de Presupuesto del Congreso.

El ministro Alvarado detalló que la población beneficiaria de estas conexiones domiciliarias asciende a más de 423.400 habitantes. Asimismo, indicó que 34.175 de las viviendas de este grupo se encuentran en las zonas rurales del país y 77.494 se localizan en el ámbito urbano.

A detalle, se invertirá 1.298,5 millones de soles para la ejecución directa de 80 proyectos de agua y saneamiento, mientras que se transferirán cerca de 309,3 millones de soles a los gobiernos locales y regionales para la culminación de 154 obras de agua y saneamiento.

En cuanto al cierre de brechas, Alvarado señaló que el sector tiene como meta para el próximo año incrementar de 80,87% a 83,07% el acceso al servicio de agua potable en las zonas rurales.

“El centro de la política del sector es el servicio al ciudadano y, como tal, los ejes priorizados están orientados al cierre de brechas de agua y saneamiento, la promoción de viviendas sociales y la ejecución de proyectos de infraestructura y equipamiento urbano”, expresó el titular del MVCS.

Cabe indicar que el proyecto de presupuesto para el Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento para el 2022 asciende a un total de 2940,3 millones de soles.

Metas en vivienda

Ante la mencionada comisión, Geiner Alvarado también informó que los subsidios y programas habitacionales del MVCS permitirán que más de 34 mil familias accedan a una vivienda el próximo año.

De ese total, el sector prevé promover el próximo año que 27.345 familias accedan a vivienda digna en zonas urbanas, a través de Techo Propio y el Nuevo Crédito Mivivienda. Para esto se destinará una inversión de 614 millones de soles.

Asimismo, se tiene previsto destinar 191 millones de soles para construir un total de 6.696 viviendas bioclimáticas Sumac Wasi, a fin de atender a las familias en situación de pobreza y extrema pobreza que son afectadas por las heladas y friaje en las zonas rurales.