El Proyecto Provisur quedo listo para dotar, por primera vez, de agua potable y desagüe a cuatro de los principales distritos del sur de Lima: Punta Hermosa, Punta Negra, San Bartolo y Santa María.

Tedagua culminó la construcción de la obra que incluye la primera planta desalinizadora del país para producir agua de consumo humano y una planta de tratamiento de aguas residuales para la zona.

La empresa informa que, el desarrollo demandó una inversión de S/308 millones y, ya concluida su construcción, se iniciará la puesta en marcha durante un período de pruebas de sesenta días.

Tras la puesta en marcha de este proyecto postergado por años, más de 100,000 visitantes de cuatro de los balnearios más importantes del sur de Lima podrán gozar de una significativa mejora en su calidad de vida.

 

Así, la obra brindará el esperado abastecimiento permanente de agua potable, alcantarillado y tratamiento de aguas servidas para los cuatro distritos del sur.