Graciela Villasís Rojas

El exjefe de Odebrecht en el Perú Jorge Barata fue interrogado ayer por más de doce horas por el fiscal José Domingo Pérez, con apoyo de la fiscal Geovana Mori, del equipo especial Lava Jato, para que revele los nombres de las personas a las que se refieren los ‘codinomes’ que aparecen como destinatarios de los pagos que la constructora entregó por 14 obras.

Anoche, tras dar detalles sobre los ‘codinomes’, el exejecutivo brasileño declaró sobre el caso de la carretera Cuñumbuque—Zapatero—San José de Sisa, proyecto en la región San Martín que Odebrecht obtuvo en el 2008, cuando el ex primer ministro y congresista de APP César Villanueva era presidente regional.

De acuerdo con fuentes de El Comercio, Barata reveló que Villanueva recibió de Odebrecht dos pagos en efectivo de US$30 mil por la obra (US$60 mil en total), bajo el ‘codinome’ ‘Curriculum Vita’.

Según las mismas fuentes de El Comercio, los pagos a Villanueva fueron por orden de Eleuberto Martorelli, exejecutivo de la empresa brasileña en el Perú y exjefe de la firma en Colombia entre el 2012 y 2016.

Recientemente, este caso fue incluido en el acuerdo de colaboración eficaz entre la fiscalía, la procuraduría ad hoc del Caso Lava Jato y Odebrecht, luego de que esta última admitiera que efectuó pagos ilícitos por el proyecto.

La firma brasileña obtuvo la adjudicación por S/109 millones en octubre del 2008. El monto era 9,5% mayor que su valor referencial.
Actualmente, fiscalías anticorrupción de Tarapoto y Moyobamba investigan el proyecto, como reveló este Diario. En la primera ciudad se indaga la adjudicación (están implicados exfuncionarios del Gobierno Regional de San Martín y exejecutivos de la constructora).

En la segunda, se investiga la ejecución de la rehabilitación y mejoramiento de la vía Cuñumbuque–Zapatero–San José de Sisa.

—Viaje y posición—
El Comercio intentó comunicarse con César Villanueva, pero no respondió las llamadas telefónicas.

El mes pasado, cuando este Diario publicó una nota sobre una investigación del caso, negó que haya tenido responsabilidad alguna.
De acuerdo con su registro migratorio, Villanueva viajó a Brasil entre el 29 de enero y el 2 de febrero del 2009, cuatro meses después de que Odebrecht obtuviera la buena pro de la carretera.

El ex jefe del Gabinete ha dicho que viajó por una “invitación de un organismo internacional para tener una conferencia con los gobiernos regionales en Brasil”.

Anoche, tras conocerse la declaración de Barata, el presidente Martín Vizcarra publicó un mensaje en su cuenta de Twitter.

“Respecto al ex primer ministro Villanueva, la noticia nos sorprende. Sin embargo, manteniendo coherencia con nuestra lucha frontal contra la corrupción y como lo hemos dicho en otros casos, esperamos que se investiguen los hechos hasta determinar la verdad”.

Villanueva fue jefe del Gabinete del gobierno de Vizcarra entre el 2 de abril del 2018 y el 8 de marzo de este año. En San Martín, fue gobernador en dos períodos, entre los años 2007 y 2013.

—Otros casos—
Según fuentes de El Comercio, Jorge Barata también ratificó anoche que Odebrecht aportó US$500 mil para la segunda vuelta de la campaña presidencial del 2011 de Keiko Fujimori.

El exejecutivo brasileño indicó que el monto total era de US$518 mil, pero que US$18 mil fue lo que costó “la transferencia”. Actualmente, la lideresa de Fuerza Popular cumple una orden de prisión preventiva por la investigación del Caso Odebrecht.

Este Diario le envió anoche un mensaje a Giulliana Loza, abogada de Fujimori, pero hasta el cierre de esta edición no respondía.

De acuerdo con las fuentes de este Diario, Barata también declaró que la constructora entregó US$20 mil para la campaña municipal de Lourdes Flores. En diálogo con El Comercio, Flores dijo anoche que ese dinero sería el que Odebrecht le entregó a Horacio Cánepa.