Los precios del oro bajaban levemente este viernes por avances del dólar antes de la publicación de un importante reporte de empleo en Estados Unidos , que podría dar pistas sobre las decisiones futuras sobre tasas de interés de la Reserva Federal (FED).

A las 0948 GMT, el oro al contado cedía un 0.1% a US$ 1,414.15 la onza, mientras que los futuros del oro en Estados Unidos perdían un 0.3% a US$ 1,416.70 la onza.

El índice dólar , que compara al billete verde con una cesta de seis destacadas monedas, avanzaba un 0.2%, encareciendo el oro para los tenedores de otras divisas.

Pese a su leve declive del viernes, el oro ha subido un 0.3% en lo que va de la semana, que podría convertirse en la séptima seguida de ganancias.

Los inversores están a la espera ahora del reporte de nóminas no agrícolas de Estados Unidos, previsto para las 12:30 GMT. Los analistas esperan un avance de 160,000 en junio, comparado con las 75,000 de mayo.

Los precios del oro treparon a un máximo de seis años de US$ 1,438.63 la onza la semana pasada, impulsados por expectativas de rebajas de tasas por los principales bancos centrales y temores a una desaceleración de la economía mundial.

Unas tasas más bajas suelen respaldar la compra de lingotes, que no devengan intereses y suelen ser considerados como una inversión alternativa en tiempos de incertidumbre política y financiera.

Entre otros metales preciosos, la plata caía un 0.4% a US$ 15.21 la onza, el platino bajaba un 0.2% a US$ 830.72, y el paladio subía un 0.1% a US$ 1,563.07, en camino a su quinta ganancia semanal consecutiva.