Sharing is caring!

Graciela Villasís Rojas

El Comercio accedió a nuevos testimonios de personas que trabajaron en la campaña electoral del ex presidente Pedro Pablo Kuczynski del 2016, quienes aseguran que depositaron dinero en efectivo en la cuenta bancaria que tenía el partido, por órdenes de Giovanna Violeta, hermana del actual congresista y presidente interino de esa organización política, Gilbert Violeta.

“La señora Giovanna tenía una lista de qué monto le daba a cada uno. A mí me podía dar 13 mil, 15 mil soles, 10.000 dólares y así en lo sucesivo a los chicos”, indicó Francesca Storino Aragón, ex recepcionista del Instituto País, la ONG que fundó Kuczynski y cuya sede fue utilizada como local de campaña de Peruanos por el Kambio (PpK).

Storino se desempeñó como la recepcionista de esa asociación entre el 9 de noviembre del 2015 y el 25 de noviembre del 2016, tal como se consigna en su constancia de trabajo. También realizó otras funciones administrativas, como la de hacer depósitos a la cuenta del partido. Según su versión, lo hizo durante cuatro meses, entre diciembre del 2015 y marzo del 2016.

Aseguró que Giovanna Violeta, por encargo de su hermano, controlaba todo el dinero que ingresaba al partido y que esta información la sabía Alfonso Grados, entonces gerente administrativo de la campaña.

“El señor Gilbert era el jefe de todos […] Él era el que dirigía, el que daba las órdenes. Luego, coordinaba con el señor Alfonso [Grados], que es el que más paraba ahí”, remarcó.

El actual congresista fue el jefe de la campaña de Kuczynski desde mediados del 2015 hasta enero del 2016. Luego, fue reemplazado en ese cargo por el actual presidente Martín Vizcarra.

-Los depósitos de origen desconocido-
Storino sostuvo que, además de ella, los conserjes, así como todos los que trabajaban en el área de prensa del partido PpK eran convocados constantemente por Giovanna Violeta para llevar dinero al banco. Si alguien se oponía a cumplir esa orden, era víctima de represalias. “Te pagaban más tarde, no te pagaban puntual, no te dejaban salir, te hacían trabajar horas extras […] Él [Alfonso Grados] sabía que muchos chicos se resistían a hacer eso y los condicionaban con el tema del trabajo”, aseguró.

Según Storino, los abonos se realizaban en la agencia del Banco de Crédito ubicada en la avenida Dos de Mayo, en San Isidro, muy cerca del local del partido. “He hecho un montón de depósitos durante ese tiempo […] Todos los meses fui a hacer depósitos […] Yo calculo que [deposité] S/300 mil”.

Esta testigo solicita a la fiscalía que se levante el secreto bancario de esa cuenta y así se podrá corroborar su testimonio, así como el de sus ex compañeros.

La ex asistente dijo que en dos ocasiones llevó dinero al banco a pedido del ex vocero de la bancada oficialista y de Alfonso Grados. “El señor Gilbert me habrá dado 20 mil dólares. Es que es poco para las cantidades que se depositaban. El señor Alfonso [Grados] también me dio US$10.000 a depositar, incluso [el dinero] no estaba completo porque cuando llegué al banco, porque no nos daban la oportunidad de contar el dinero que íbamos a entregar, me dijeron eso”.

El testimonio de Víctor Manuel Ramos Casternoque coincide con el de Francesca Storino. Él aseguró que también depositó una buena cantidad de dinero de procedencia desconocida. “Yo recuerdo haber hecho dos depósitos […] La señora Giovanna Violeta me dice que necesitaba que depositemos un dinero a un número de cuenta del partido […] Fui al Banco de Crédito que está por ahí cerca de [la calle] Barcelona […] deposité, si mal no recuerdo, 32 mil soles, la primera vez”.

Ramos fue contratado para desempeñarse como camarógrafo de la campaña. Primero, trabajó exclusivamente para la campaña política de Gilbert Violeta para llegar al Congreso, pero a partir de la segunda vuelta pasó a trabajar para el entonces candidato presidencial Pedro Pablo Kuczynski.

“La primera vez fuimos cuatro personas, cada una llevaba [S/32 mil] porque ese monto no superaba los US$10 mil […] lo hacían para evitar que el banco no te preguntara cuál es el origen [del dinero]. De las cuatro personas que fuimos, dos trabajan ahora en Palacio [de Gobierno]”, manifestó.

En una segunda ocasión, Ramos fue solo a la agencia bancaria. “Creo que fueron S/24.000, si mal no recuerdo […] esa plata no era mía. Todos decíamos que ella era la dueña de todo […] Giovanna era la que manejaba todo el dinero de la campaña por disposición de su hermano”, señaló.

El Comercio también recogió cuatro testimonios de personas que trabajaron en la campaña de PpK, pero que, por razones de seguridad, prefirieron mantener sus identidades en reserva. Una de ellas entregó a este Diario un voucher por S/32.100, monto ligeramente inferior a los US$10.000 o a su equivalente en soles. La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) exige informar sobre el origen del dinero cuando las operaciones superen ese monto.

Todas estas personas coinciden en señalar a Giovanna Violeta como la tesorera en la sombra, a pesar de que José Labán figuraba ante la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) con ese cargo. “No había reunión del señor Gilbert en la que no estuviera José Labán. Ellos paraban de arriba para abajo, viajaban juntos, comían juntos […] Labán y Violeta son los que coordinaban, los que también recibían [dinero]”, agregó.

El Departamento de Investigación de Lavado de Activos de la PNP, a cargo del comandante Jaime Portilla, investiga a Giovanna Violeta, al partido Peruanos por el Gran Kambio, al Instituto País y a Carlos Portocarrero Mendoza, ex personero legal de esa agrupación política, por el presunto delito de lavado de activos. Hasta el momento, más de 60 personas han sindicado a Giovanna Violeta como la responsable del manejo de los fondos de campaña.

—Versiones de los involucrados—
Alfonso Grados, ex gerente administrativo de la campaña, indicó a este Diario que uno de los roles que desempeñó fue el de supervisar el control financiero de los fondos del partido “cuando los equipos recaudadores o algunos aportantes de manera directa entregaban efectivo a la campaña”. “Mi tarea era asegurar que los mismos fueran bancarizados e ingresados a las cuentas de campaña […] quien organizaba el proceso operativo de efectivizar las cuentas era la señora Giovanna Violeta en su rol de administración”, agregó. Sin embargo, en la ONPE, Giovanna Violeta no figura con un cargo administrativo.

En tanto, Gilbert Violeta indicó a este Diario que para la recaudación y administración de fondos de campaña, el candidato presidencial [Kuczynski] contaba con un gerente de campaña, Alfonso Grados, y un equipo de recaudación de su entera confianza, ajeno al partido.

“Dichas labores se reportaban y coordinaban, como es obvio, directamente y solo con Pedro Pablo Kuczynski”. Violeta omitió pronunciarse sobre el rol que habría desempeñado su hermana.

Giovanna Violeta, en comunicación con El Comercio, aseguró: “Mi labor nunca tuvo que ver con la recaudación de fondos. Mi tarea fue operativa, como cualquier subordinada […] Creo que es una cobardía, primero, del doctor Kuczynski y, luego, del señor Grados no asumir sus responsabilidades sobre el manejo financiero de la campaña y tratar de responsabilizarnos a las secretarias o asistentes”.

Jose Lában respondió que él “no ha sido parte del equipo de recaudación de fondos ni de la gerencia de campaña”. Subrayó que “quien tiene que responder esa pregunta es el presidente Kuczynski”.