La congresista de Nuevo Perú Marisa Glave ha solicitado al presidente del Congreso, Daniel Salaverry, prohibir el ingreso al periodista César Rojas Vidarte, a quien denunció por acoso sexual.

De acuerdo con la solicitud de Glave, el Primer Juzgado Especializado de Familia de Lima dictó una orden de alejamiento de no menos de 200 metros como medida de prevención.

Asimismo se le ha prohibido la no repetición de todo acto de violencia sexual física o psicológica a Rojas Vidarte contra la congresista.

Según la solicitud que envió al presidente Daniel Salaverry y difundida por La República, la legisladora Marisa Glave señala que en la resolución judicial se ordena que César Rojas Vidarte está prohibido de comunicarse con ella vía telefónica, electrónica, redes sociales, entre otros.

Asimismo, indicó que la decisión del Poder Judicial se fundamenta en que se ha corroborado que César Rojas “ha realizado actos de acoso” tipificados por la Ley Nº30364.

“Queda pendiente la construcción de protocolos básicos para evitar el acoso en el Parlamento, situación que sufrimos varias mujeres, trabajadoras y congresistas, sin que se haya hecho nada para impedirlo, prevenirlo o sancionarlo”, sostiene la legisladora.

RPP Noticias intentó comunicarse sin éxito con la parlamentaria.

La respuesta

El periodista Rojas Vidarte indicó que espera que “el malentendido se aclarará y triunfará la democracia”. Por su parte, el medio Manifiesto, donde Rojas Vidarte se desempeña como periodista, dijo que “esta acusación se basa en publicaciones hechas por un ‘troll’ que pulula en redes sociales”.

Por su parte, el congresista de Fuerza Popular Ángel Neyra rechazo el pedido de Glave ya que, según manifestó, el periodista “tiene libertad y el derecho de ejercer su profesión”.