Sharing is caring!

Dimite el fiscal de la nación y dice haber sido víctima de ataques de medios, congresistas y ONG.

Pedro Gonzalo Chávarry presentó su carta de renuncia al cargo de fiscal de la nación luego de meses de presión por parte de diversos sectores civiles y políticos, que lo cuestionaban por presuntamente estar vinculado a la organización criminal “Los cuellos blanco del puerto”.

El detonante para que la presión se volviera mucho más intensa fue su decisión de retirar a los fiscales José Domingo Pérez y Rafal Vela del Equipo Especial del caso Lava Jato, aunque luego retrocedió y los ratificó en sus puestos.

En su carta, recibida hoy a las 10 de la mañana por la Secretaría de la Junta de Fiscales Supremos, Chávarry alega haber sido víctima de ataques mediáticos y de mentiras constantes de congresistas, medios informativos y ONG. Asimismo, califica de ilegal el proyecto de ley del Gobierno que plantea declarar en emergencia al Ministerio Público.

“Si soy el pretexto para que continúen estos ilegales actos contra la institución que represento como fiscal de la Nación, he decidido, por respeto a mi institución, el amor a Dios y a mi familia, dar un paso al costado”, señala al final de su carta de renuncia.

Su intento de apartar a los fiscales Pérez y Vela del caso Lava Jato fue tomado como un intento de proteger a los políticos investigados como parte de la trama de corrupción, lo que generó la indignación de la ciudadanía reflejada en las masivas marchas por el Centro de Lima.