Marcela Mendoza Riofrío

Osiptel y los operadores de telefonía móvil debatieron hoy, durante una audiencia pública, una propuesta del regulador que busca cambiar el reglamento de tarifas. La medida plantea prohibir que se sigan vendiendo en el mercado planes desfasados, que ofrecen por el mismo pago menos atributos que las nuevas ofertas disponibles.

El regulador informó que su propuesta busca que tanto los clientes antiguos como los nuevos accedan por el mismo precio a un mismo tipo de servicio, ya sea si lo contrata de forma individual como si se opta por un paquete dúo o trío.

En su sustentación comentaron que existe una “discriminación injustificada de precios” cuando se lanza un nuevo plan con más beneficios (atributos adicionales) a menores costos de los planes antiguos, los cuales siguen manteniendo sin ninguna variación.

Aseguraron que se trata de un problema real que afecta a 8 millones de usuarios móviles, quienes son afectados con un gasto de S/304 millones que podrían evitar si se nivelaran los planes. En todo el sector telecomunicaciones, añadieron, la afectación económica sube a S/ 597 millones.

Como ejemplo citaron el caso de un usuario que paga S/80 por un plan de Internet en forma individual y S/90 por el de Tv Paga, pero cuando se lo ofrecen en trío, es decir se le suma el teléfono fijo, paga S/150, lo cual es S/20 menos de lo que le costaría contratar en forma individual el Internet y el cable.

Situación similar se encuentra en los planes móviles. Por ejemplo comentaron que se lanza en un nuevo plan de S/30 un servicio de navegación ilimitada que no está disponible en su oferta anterior por el mismo precio. La medida lo que busca es prohibir que existan esos planes antiguos con menores prestaciones, de tal forma que todos se beneficien con más atributos a menores costos.

CUESTIONAMIENTOS
​Las empresas operadores del sector telecomunicaciones se mostraron en contra de la medida y expusieron en la audiencia, a través de sus abogados y consultores, sus reparos ante la propuesta normativa.

Juan Pacheco, gerente general de Afin, sostuvo que la propuesta está infundada en términos legales y no solo va contra la tendencia hacia la convergencia sino que está interviniendo para regular un mercado que funciona con un alto nivel de competencia. “La tendencia debería ser desregularlo y no al revés”, enfatizó.

MOVILES: UN MERCADO NO REGULADO
Desde Gsma, asociación que agrupa a los operadores móviles del mundo, recomendaron al regulador local que mejore las alternativas de acceso a información del usuario, tal como se hace a nivel internacional. La competencia, dijeron, se beneficia con un usuario bien informado a través de plataformas de comparación de precios. La propuesta de modificación de los planes tarifarios de Osiptel, aseguraron, es una restricción que podría interpretarse como una regulación tarifaria indirecta, que va contra el principio de libre competencia que rige en el Perú.

La propuesta, enfatizaron los abogados de las operadoras presentes, va en contra de la Constitución, en donde se establece que solo se debe intervenir cuando hay una falla en el mercado que afecte la competencia, lo cual no ocurre en este caso.

Manuel Álvarez, gerente de regulación de Claro, consideró que se estaba haciendo un cambio en las reglas del juego que afectará el nivel de competencia del mercado y desincentivará la política comercial agresiva existente.

Los representantes de Movistar añadieron, a modo de ejemplo, que en los supermercados se puede optar por ofertas “dos por uno” o por paquetes de bienes [jabón y colonia o detergente y desinfectante] que ofrecen un precio en conjunto menor al que tendrían si se compra en forma unitaria y no tendría ningún sentido restringirlas si existe la libre competencia.

MAYOR INFORMACIÓN
Los representantes de los operadores coincidieron en que el espíritu de la norma es bueno, pero no la propuesta de solución planteada. Lo que Osiptel debería hacer, enfatizaron, es mejorar los canales de comunicación para poder informar mejor a los clientes sobre las nuevas ofertas vigentes y que sean ellos quienes migren de plan voluntariamente.

Tanto Movistar como Claro y Entel aceptaron que se podría informar mejor a los usuarios, simplificando los mensajes y transparentando los beneficios ganados en cada plan. Incluso propusieron que se remita al cliente periódicamente un resumen de las nuevas ofertas de planes disponibles para que evalúen migrar.

Si se interviene el mercado se estaría frenando la sofisticación de los competencia y bloqueando la generación de nuevos valores agregados o la innovación en los atributos de la oferta, sostuvieron, además de dificultar la subvención de smartphone, que suelen incluirse como “ganchos” de este tipo de planes.

OTRAS DISPOSICIONES
Osiptel informó que como parte de las modificaciones al reglamento de tarifas también se ha dispuesto una mejora de los canales de información que se brindan al usuario, entre los cuales está desarrollar un aplicativo para comparación de tarifas de telefonía móvil.

Además se propone informar a los clientes pospago o control de al menos tres planes tarifarios que representen los menores niveles de gastos en base a su consumo promedio.

La medida de bloqueo de planes desfasados sería de aplicación gradual: se les daría hasta 18 meses para implementarla. Y si un operador incumple con la norma recibirá una sanción tipificada como grave,

Otra de las propuestas de cambios incluida es eliminar la exigencia de mantener una oferta por hasta 180 días, pues está comprobado que en el mercado las promociones duran mucho menos de eso.

​La norma fue pre-publicada en agosto y podría estar lista hasta antes de fin de año, luego de pasar por el proceso de revisión de las sugerencias emitidas por los operadores. Lo habitual, explicaron desde el Osiptel, es que se modifiquen hasta un 50% de los borradores iniciales.


LEAVE A REPLY