El papa Francisco comentó sobre la situación política en América Latina, y específicamente en el Perú, donde advirtió que la corrupción ha generado una crisis que ha “enfermado” a toda la región.

“La política está enferma, muy enferma, en América Latina. Hay excepciones pero, en general, está más enferma que sana”, dijo ante los obispos peruanos con los que se reunió esta mañana en el palacio arzobispal.

El papa Francisco hizo estos comentarios en respuesta a un obispo, quien preguntó sobre qué acciones podría tomar la Conferencia Episcopal y la Iglesia ante la situación política en el Perú afectada por la corrupción e incluso por el polémico indulto a favor de Alberto Fujimori.

Aunque no habló sobre este último punto, el papa Francisco sí comentó que los representantes del clero deberían actuar con honestidad y “seguir luchando”. “No hay que descuidar la política, que no es (lo mismo que) politiquería, que yo soy amigo de alguien, no”, comentó.

Papa Francisco en Lima

El papa Francisco respondió preguntas de obispos, entre ellas una sobre corrupción política en el Perú y en toda la región. (TV Perú / Foto: AP)

Al final de su respuesta, y antes de retirarse a rezar el Ángelus frente a todos los asistentes en la Plaza de Armas al mediodía, el papa Francisco dejó una pregunta al aire para todos los obispos presentes.

“Vuelvo a hablar de política porque me hago una pregunta […] ¿Qué pasa en el Perú que, cuando uno deja de ser presidente, lo meten preso? Humala está preso, Toledo está preso, Fujimori estuvo preso hasta ahora, Alan García que está que entro o no entro. ¿Qué pasa?”, señaló.

– Odebrecht –

El papa Francisco incluyó en su respuesta una referencia al escándalo de Odebrecht, empresa constructora brasileña que ha pagado coimas a candidatos y funcionarios de varios países de América Latina.

“El caso Odebrecht es simlpemente una anécdota chiquita, pero el quid pro quo no es una sana negociación política […] Luego gana una oposición y acusa al corruptor anterior. Vuelve la otra parte y acusa al corruptor previo y los dos tienen algo de razón. El juego político es muy difícil”, indicó.


LEAVE A REPLY