Corea del Norte dijo el miércoles que está “examinando cuidadosamente” un plan para atacar el territorio estadounidense de Guam con misiles, apenas horas después de que el presidente Donald Trump le advirtió que si vuelve a amenazar a Estados Unidos “se encontrará con fuego y furia”.

El aislado país de Gobierno comunista ha dejado en claro que busca desarrollar un misil que pueda portar una cabeza nuclear y que alcance el territorio estadounidense, ignorando los llamados de la comunidad internacional a poner fin a sus programas armamentísticos.

Además, la amenaza de Pyongyang fue proferida días después de que el Consejo de Seguridad de la ONU impusiese nuevas sanciones a Corea del Norte acusada de desarrollar su arsenal nuclear.

Un portavoz del Ejército Popular Coreano, en un comunicado difundido por la agencia estatal de noticias norcoreana KCNA, dijo que el plan de ataque será “puesto en práctica (…) en cualquier momento” una vez que el líder Kim Jong-Un tome una decisión.

En otro comunicado citando a otro portavoz militar, Corea del Norte indicó también que podría llevar a cabo una operación preventiva si Estados Unidos da señales de provocación.

El plan podría ser reportado por el Comando Supremo en poco tiempo, destacó el portavoz sin dar detalles.

Estados Unidos debería poner fin a su “imprudente provocación militar” contra Corea del Norte para evitar sus acciones, sostuvo otro portavoz del Ejército.

Fuente: Reuters


LEAVE A REPLY