Los lazos culturales de los colombianos son muchos, desde los símbolos patrios como la bandera y el himno nacional, la música y los bailes hasta llegar a las comidas. En cada región existen preparaciones únicas que le dan un toque especial al desarrollo del día a día en las cabeceras municipales o las veredas. El sancocho tal vez es el plato que más derivados tiene, es decir en cada región existe una forma propia en la que es preparado.

4

El sancocho de gallina, el sancocho de guandul, el sancocho de pescado, el sancocho costeño, la lista casi que es infinita, se estima que el origen de esta preparación es un plato español cuyo nombre era olla podrida y no porque esta estuviera en malas condiciones, por el contrario esta sopa española tenía varios tipos de carnes curadas. Pero el Sancocho es nuestro, criollo como el machete o las alpargatas, esta sopa es adecuada para todas las festividades, de ricos y de pobres, matrimonios, bautizos, cumpleaños y como dejar de lado el paseo de rió o paseo de olla.

Según la región los elementos de la sopa varían, en el Valle por ejemplo solo lleva gallina pero lleva otros elementos como hojas de cimarrón y picado de ajo, en Boyacá el sancocho tiene papa y arracacha, en Cartagena le agregan costilla de res. Pero más allá de ser una sopa que tiene de todo y alcanza siempre para todos, el sancocho une a los personas, la olla por general es comunitaria, en las protestas, en las fiestas campesinas, en medio de desastres naturales el sancochito es siempre la comida de todos y para todos.


LEAVE A REPLY