La Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) solicitó a Graña y Montero (GyM) que se pronunciara al respecto de un informe publicado por la Unidad de Investigación de El Comercio, donde testigos señalaron que constructoras del Perú, Brasil y España se coludieron para ganar licitaciones de obras públicas.

Al respecto, Graña y Montero respondió que el grupo no fue parte de ningún ‘club’ para ganar obras públicas. Asimismo, dijo que durante el periodo en que se centró la denuncia, de las 29 obras públicas de construcción adjudicadas por el MTC o por Provías, la compañía solo ganó la licitación de una de ellas.

“Graña y Montero no ha participado (ni participa) de ningún “Club de la Construcción”, señaló la constructora peruana en un oficio remitido a la SMV.

Agregó que ningún ejecutivo de las empresas del grupo Graña y Montero “conoce y mucho menos ha realizado pago alguno” a Rodolfo Prialé, quien fue sindicado como el operador del club por los colaboradores eficaces de la fiscalía, de acuerdo con la investigación publicada en este Diario.

Graña y Montero también se refirió a las inspecciones que está realizando el Indecopi, a raíz de los testimonios. “Debemos indicar que el día de ayer recibimos una visita de inspección de la mencionada entidad en donde brindamos y manifestamos nuestra total colaboración con las actuaciones que está llevando a cabo”, puntualizó la empresa.


LEAVE A REPLY