Las golosinas sabor chocolate abundan en cada bodega, pero el chocolate puro es un manjar escaso. Sorprendentemente, muy pocos peruanos lo hemos probado alguna vez, según la Asociación para la promoción del chocolate peruano (Aprochoc).

“Menos del 7% de la población debe haberlo comido en su vida”, reveló Víctor Padilla, presidente de Aprochoc.

Lo curioso es que, según Padilla, más del 50% de peruanos se considera chocolatero. El problema está en la educación.

“Toda su vida han comido golosinas con sabor a chocolate, y ellos asumen que es chocolate”, anotó. Los chocolateros, obviamente, lo tienen muy claro.

La principal diferencia se encuentra en el porcentaje de cacao que tiene cada producto. “Se considera chocolate real cuando tiene un mínimo de 50% de cacao”, observó José Iturrios, director de la Alianza Cacao Perú.

Por otro lado, este ofrece beneficios que las golosinas no podrían obtener.

Mientras que el chocolate es un alimento que ayuda a la salud, el resto de dulces son “pura azúcar”, añadió iturrios.

Este pequeño detalle genera una gran diferencia en los precios. Y enseñar cuáles son las razones de este incremento es uno de los objetivos de Aprochoc.

Consumo engañoso
El único estudio de consumo, fue elaborado por Nestlé, aseguró Padilla. Y reveló que el consumo per cápita anual es de 600 gr.

No obstante, este monto es menor, si se toma en cuenta el chocolate puro. “Nuestra realidad podría ser mucho más grave. Alrededor de 200 gr anuales”, señaló.

¿Por qué la gravedad? Comparado con Bélgica, por ejemplo, estamos en pañales. Durante la presentación del VIII Salón del cacao y chocolate, el embajador adjunto, Geer Deserrano, informó que el consumo anual es de 8 kg per cápita en su país.

En la región, Chile, sin ser productor de cacao, está alrededor de los 2 kg de per cápita anuales.

Pero hay una reacción. El presidente de Aprochoc ha planteado la meta de 1.5 kg anuales al finalizar el 2018.

Manuel Patiño


LEAVE A REPLY