Cada mes el Banco Central de Reserva (BCR), máxima autoridad monetaria del país, mide las expectativas de inflación por medio de la Encuesta de Expectativas Macroeconómicas. En ella, las empresas financieras, las empresas no financieras y los analistas económicos opinan sobre qué pasará con los precios en el país en los próximos meses: subirán, bajarán o se mantendrán igual. Pero también utilizan herramientas no convencionales.

Julio Velarde, presidente del BCR, confesó que esta encuesta no es la única herramienta que le sirve al BCR como referencia para saber cuál será la evolución de la inflación en el país.

Los precios de los menús de los restaurantes son también un indicador clave para la autoridad monetaria.

Sí, tanto Velarde como otros funcionarios del BCR están atentos a cómo se comportan los precios en los restaurantes para saber si los agentes económicos consideran que los precios se elevarán o no en el futuro próximo.

¿CÓMO VA HASTA AHORA?
Velarde afirmó que, tras conversar con varios dueños de restaurantes, ha recogido que estos no tienen previsto variar los precios de la comida en sus menús. Es decir, las expectativas inflacionarias están ancladas. Su intención es que se mantengan así.

Así, Julio Velarde, quien ha sido reconocido antes como el mejor banquero central a nivel mundial, no solo se fija en los cálculos que realizan los economistas adornados de maestrías, PhD y doctorados de bancos, empresas y ‘think tank’; sino que toma en consideración el sentir, o quizás sea mejor decir, la sazón, de quienes ponen los precios en los restaurantes del país.


LEAVE A REPLY