Una nueva crecida del río Huaycoloro ha generado otra vez temor entre los vecinos que ayer vieron desbordarse el cauce, provocando daños en los distritos de San Juan de Lurigancho y el Rímac.

En la zona de El Tumi (Huachipa), el río Huaycoloro ha empezado a elevar su caudal, llegando a la mitad de su capacidad. De manera paralela, El Comercio pudo ver cómo en el área de Cajamarquilla, en Chosica, los vecinos están colocando montículos de tierra para evitar que se produzca un nuevo desborde.

“Lamentablemente estamos en una etapa de lluvias fuertes sobre la ciduad, también en Chosica y en la zona de Cajamrarquilla tengo problemas”, señaló el alcalde de Lurigancho-Chosica, Luis Bueno, respecto al desborde del río Huaycoloro.

Bueno precisó que lo ocurrido en el río Huaycoloro no puede ser denominado “huaico”, sino que es un “desborde” producido por el aumento del caudal debido a las lluvias.

Como se recuerda, las inclementes lluvias en la capital provocaron ayer un desborde del rio Huaycoloro que inundó el malecón Checa y la carretera Ramiro Prialé. El fenómeno llegó hasta el jirón Trujillo en el Rímac.

El desborde del río Huaycoloro provocó también congestión vehicular que llegó hasta el Cercado de Lima debido al cierre de las principales vías.


LEAVE A REPLY