La ausencia del fiscal anticorrupción Hamilton Castro en la Comisión Lava Jato generó que legisladores de este grupo de trabajo tuvieran duras críticas contra el fiscal de la Nación, Pablo Sánchez, incluso planteando una acusación constitucional contra este.

Al inicio de la octava sesión ordinaria esta tarde, el presidente de la comisión, Víctor Albrecht, dio cuenta de que la Junta de Fiscales Supremos no autorizó que Castro -quien investiga las coimas de Odebrecht en el Perú- acuda a la citación, pues esto “podría afectar la reserva de la investigación del caso”.

Para el congresista aprista Mauricio Mulder, el oficio del Ministerio Público es “deplorable” e incluso ofensivo al Congreso. Asimismo, consideró que el texto del documento se basa en criterios y dispositivos legales equivocados.

“De cuándo acá el Ministerio Público se autodenomina órgano jurisdiccional. Órgano jurisdiccional es solo el Poder Judicial, jurisdicción es dictar derecho y eso solo se hace con sentencias”, comentó al referirse a parte del oficio enviado por la Junta de Fiscales Supremos. A juicio del parlamentario, esta incongruencia incluso “ya merece una acusación constitucional, porque es evidente que hay una infracción constitucional en el criterio de creerse poder autónomo y jurisdiccional para hacer caso omiso a una citación del Parlamento”.

Mulder también pidió reiterar la citación al fiscal Castro y que además se evalúe una acusación constitucional contra el fiscal de la Nación, Pablo Sánchez. “Si ellos quieren manejar las cosas de esta manera, sabe dios qué se está negociando. Con los antecedentes que tiene el Ministerio Público, que está plagado de fiscales que liberan bandas, qué pasará con este tema”, se preguntó.

Por su parte, la congresista fujimorista Karina Beteta sostuvo que los fiscales están “en la obligación” de comparecer ante cualquier comisión del Congreso. En ese sentido, sostuvo que el fiscal debió de asistir, pues podría además haber indicado en el grupo de trabajo que hay temas en reserva.

“Planteo que el procurador del congreso pueda plantear una reconsideración al acuerdo de la junta de fiscales”, dijo.

“Realmente patética la comunicación del fiscal Sánchez”, indicó a su turno Víctor Andrés García Belaunde, de Acción Popular, quien agregó: “Yo creo que hay que cambiar a ese fiscal, me parece que está muy mal”. A su turno, la legisladora Lourdes Alcorta consideró que hay “falta de voluntad” de parte del Ministerio Público.

—Proponen viajes—
Quien también asistió hoy a la sesión fue el congresista fujimorista Héctor Becerril, presidente de la Comisión de Fiscalización. Según dijo, desde la fiscalía existiría un ánimo de ocultar información e incluso con una coordinación para este fin en Brasil.

Por ello, Becerril planteó que la Comisión Lava Jato designe a algunos miembros para que viajen a Brasil, Estados Unidos o Suiza en búsqueda de información. Ello para “no depender del Ministerio Público, que sabemos que no quiere colaborar con esta comisión”.

“Cuando vaya la comisión a Brasil y se encuentre con la información, seguramente vamos a saber por qué no quieren colaborar, qué esconden”, consideró.

—Un impasse—
En tanto, el oficialista Gino Costa reconoció que la ausencia del fiscal Castro en la comisión ha generado un impasse con el grupo de trabajo. Sin embargo, propuso que se establezca un protocolo de colaboración con el Ministerio Público, pero “en un clima de colaboración, no de enfrentamiento”.

“Creo que este impasse lo debemos resolver de manera inteligente. Y cuando yo escucho que la solución a este impasse es acusar constitucionalmente al fiscal de la Nación, de verdad que me preocupo”, señaló.


LEAVE A REPLY